Russian Film Festival

Recibe las noticias en tu correo:

Las diferencias en la Maldición de Bly Manor en serie y novela

noviembre 7, 2020

Juan Manuel Encarnación Ramírez|@juanm_ramirez9

Después del gran éxito que resultó ser La Maldición de Hill House, Netflix apostó por darle otra oportunidad a Mike Flanagan, creador de la adaptación antes mencionada, para crear una nueva historia.

 

El director de El Juego de Gerald, tenía una agenda bastante complicada, ya que Warner Bros. lo contrató para dirigir Doctor Sueño, secuela directa de El Resplandor, escrita por Stephen King y adaptada por Stanley Kubrick.

 

Tras dos (largos) años de espera, la serie regresa ad hoc para disfrutar un maratón de Halloween, sólo que en estructura antológica. Fue así como el cineasta norteamericano decidió utilizar Otra Vuelta de Tuerca, novela de Henry James, para trasladarnos, una vez más, al interior de una casa embrujada, dotándola de su propia narrativa e historia.

 

Con viejos conocidos y nuevos rostros, La Mansión de Bly Manor llegó para contarnos una historia de amor, aderezada con un poco de fantasmas.

 

La mansión de Bly Manor posee la esencia de la obra de James, pero tiene algunas diferencias con el trabajo original, así como referencias a otros títulos del autor. Es de caballeros, en este punto, extender una alerta de spoilers, pues expondremos puntos clave de la trama. Están ustedes advertidos. Comencemos.

 

La principal diferencia (y más notable) es el narrador. O narradora. En el libro, la historia es contada por la segunda au pair, quien no cuenta con un nombre. Ella es la responsable de transportarnos al interior del hogar de Miles y Flora. En la serie, la relatora es ‘Jamie’, pareja de la institutriz. El personaje es una creación original para la adaptación televisiva.

 

Otra desemejanza es justamente el nombre de la encargada de los niños. En La mansión de Bly Manor, la niñera recibe el nombre de ‘Dani Clayton’, en referencia al cineasta Jack Clayton, director de The Innocents (mejor conocida como Posesión Satánica), la cual es considerada como la mejor adaptación hasta la fecha de Otra vuelta de tuerca. Inclusive, Flanagan realiza algunos homenajes visuales a la cinta de 1961.

 

Mientras en el relato literario, ‘Dani’ es hija de un clérigo y tiene una educación muy represiva, siendo su primer contacto, fuera de su círculo cercano, la entrevista con el tío de los niños. Ella queda enamorada del mismo, siendo su objetivo impresionarlo con su trabajo con sus sobrinos. En su contraparte audiovisual, la tutora viene de un tormentoso pasado en Estados Unidos, pues tras terminar con su prometido, este fallece en un aparatoso accidente, del cual ella es testigo.

 

La historia de los fantasmas de la casa es otra disimilitud. En la ficción escrita, la antigua au pair es una mujer bella, que mantiene una gran amistad con ‘Flora’ y una relación sentimental con ‘Quint’, y que tras irse de vacaciones, muere en extrañas circunstancias.

 

‘Quint’ es el prototipo de galán (de ese tiempo) que fallece tras resbalar, en estado de ebriedad, en el hielo. En la versión de Flanagan, Quint es víctima ‘Viola Willoughby’. ‘Jessel’ se “suicida” en contra de su voluntad, atándola a la casa.

 

Aunque todo esto tiene una explicación. Los nombres de los episodios son referencia a otros cuentos de Henry James, tomando de estos, detalles y algunos aspectos narrativos, para configurar una historia que rinda homenaje al autor, pero dándole la misma estructura que La maldición de Hill House.

 

Este es un punto que los fanáticos de Henry no recibieron de la mejor manera, reclamando que la producción de Netflix destrozó la historia por completo.

 

A partir de estos puntos principales, derivan otras diferencias que pueden deducir por su cuenta.

Sigue a Filmeweb en Facebook y Twitter.

Relacionados

Russian Film Festival

Russian Film Festival